Los tres principales riesgos de una persona económicamente activa

Existen tres riesgos principales a los que una persona económicamente activa, como tú, está expuesta de forma inminente, en estricto orden son:

  1. Sufrir una Invalidez Total y Permanente  que ya no te permita seguir generando ingresos. Esto bien puede ser porque sufras un accidente o por una enfermedad Éste riesgo podríamos decir es el más peligroso, porque no te mata y sí te incapacita permanentemente para generar ingresos monetarios. Te puede volver dependiente de otras personas. Tú, que eres tu primer dependiente económico, ya no puedes generar ingresos para ti mismo. Ya no eres independiente, económicamente hablando.
  2. Sufrir una Muerte Prematura que ya no permita proveer de ingresos económicos a tu familia. Todos los proyectos de vida que tienes con tus hijos se pueden ver truncados por la falta de ingresos económicos, que les permite seguir teniendo un nivel de vida que hoy tienen. Morir prematuramente es hacerlo antes de que ellos sean capaces de generar sus propios ingresos.
  3. El riesgo de Vivir Muchos Años y que no tengas ingreso suficiente para poder vivir bien. Que tengas que depender de otras personas para poder hacerlo. Bien sea de tus hijos o de algún familiar. Este riesgo es ahora más grave porque ya sabes que, en un futuro, seremos más personas las que estemos en esta situación. Justo en la etapa que ya no tienes tantas energías para generar ingresos es cuando más los vas a necesitar.

De estos tres riesgos sólo uno no te deja en esta vida para “vivir el problema”, que es el de la Muerte Prematura, porque tu familia tendrá que resolverlo sin que tú tengas que verlo. Tú ya no vivirás Los otros dos riesgos tendrás que vivirlos. Dos de estos riesgos que tienes se excluyen entre sí, lo que es un hecho que alguno de los dos te va a suceder: O bien mueres prematuramente o vives muchos años.

Si eres una persona que trabaja por su cuenta porque tienes tu propia empresa, o trabaja por honorarios, debes poner más atención en transferir esos riesgos, pues nadie más que tú se preocupara de ti mismo y de tu familia. No hay forma de eliminar de tu vida esos tres riesgos. Existe una solución sencilla que te permite transferirlos alguien más: Una aseguradora. De esa solución te hablaré en el vídeo de mañana. Como ves no todo es preocupación, también existen soluciones que están a tu alcance y te ayudan a tener menos angustia si algo pasa.

Ahora te invito a que me digas, el espacio de comentarios, si habías reflexionado en ellos y cómo es que los resuelves. Si sientes que necesitas asesoría al respecto acércate a mi será un gusto ayudarte.

 

2 comentarios
  1. Alice
    Alice Dice:

    Como mencionas es algo me preocupa el retiro, pero mas a corto plazo ahorrar para la casa.Y una opcion para el retiro,seria
    ahorro voluntario en la afore.

  2. Eloy López
    Eloy López Dice:

    Alicia,

    A todos eso proyectos te pueden ayudar los seguros. Hay muchas soluciones para ti. Si te interesa te puedo dar una sesión gratuita de una hora para asesorarte.

    Saludos,

    Eloy López

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *